“El organismo lo sabe todo. Nosotros sabemos muy poco. La intuición es la inteligencia del organismo “

Fritz Perls

Conciencia corporal y Postural

Es una técnica que restaura el equilibrio corporal. Su práctica proporciona la flexibilidad y el tono adecuados a nuestras estructuras musculares y a las articulaciones, reduciendo las tensiones y devolviendo la vitalidad a nuestro organismo. Se basa en posturas y movimientos que respetan la configuración natural del cuerpo mediante  el estiramiento de las cadenas musculares y en la movilización de las articulaciones para darles flexibilidad y elasticidad.

La conciencia corporal y postural nos permite experimentar e investigar con nuestro cuerpo, descubrirlo y sentirlo, escucharlo y mimarlo, con la finalidad de comprenderlo y, de este modo, poder devolverle su armonía original. 

 Su práctica continuada nos ayuda a reconocer las posturas y hábitos que realizamos diariamente y nos perjudican y nos ofrece la información necesaria para sustituirlos por otros más saludables que aumentan nuestro bienestar.

Es una técnica que podemos practicar tanto de forma individual como grupal. Suelen ser sesiones de hora y media de duración aproximada. En el inicio se realizan diferentes ejercicios y posturas, que nos permitan la observación y a la escucha de nuestro cuerpo. De esta manera natural y suave tomamos conciencia corporal, dirigiendo nuestra mirada hacia nuestro interior, mediante el uso de pequeños y suaves movimientos de manera muy lenta pero a su vez profundos, que combinados con la respiración adecuada, trabajan cada capa muscular hasta llegar al origen de nuestro problema, pudiendo liberar tensiones, que nos contractura, acortan nuestros músculos y afectan a los huesos, articulaciones, tendones, ligamentos, cartílagos, haciendo desaparecer poco a poco los nudos de tensión que nos aprisionan, nos bloquean y nos provocan malestar y dolor. 

Desde la conciencia corporal y postural no sólo se atiende al foco del dolor, sino el origen del malestar, ya que es una técnica que educa corporalmente y nos proporciona pautas para eliminar los hábitos y posturas que nos son perjudiciales.

Sabemos que detrás de los dolores musculares suelen ocultarse emociones como la ira, la tristeza, el miedo …. Y cuando somos incapaces de gestionarlas, los músculos se tensan, se contraen y se acortan provocando posturas incorrectas para poder compensar el cuerpo provocando lesiones musculares y en los huesos. 

Si dejamos que el cuerpo se exprese, si somos capaces de escucharlo y darle espacio, podremos liberarnos de estas emociones reprimidas y recuperar poco a poco el equilibrio físico y emocional.

 

BENEFICIOS QUE PODEMOS OBTENER:  

 

  • Conseguir una mayor flexibilidad y elasticidad de nuestros músculos y articulaciones.

  • Suavizar la hiperlordosis (exceso de curvatura) lumbar y eliminamos los problemas que nos acarrea: lumbalgias, pinzamientos, dolores ciáticos…

  • Suavizar la hiperlordosis cervical y minimizar sus consecuencias: cefaleas, vértigos, pinzamientos, cervicalgias, parestesias…

  • Suavizar la hipercifosis (aumento de la curvatura) dorsal.

  • Corregir las desviaciones articulares de pies y piernas con sus síntomas asociados: hiperextensión, artrosis de rodilla, genu varum, genu valgus, coxartrosis, juanetes, dedos en martillo, pies planos, pies cavos…

  • Eliminar el dolor y recuperarnos de: la artrosis, la artritis, la espondilitis, la sacroilitis, la tendinitis y otras inflamaciones.

  • Mejorar los problemas de taquicardias, hiperacidez, espasmos musculares, trastornos del sueño, estados depresivos, disnea, falta de concentración…

  • Aliviar la fatiga crónica y la fibromialgia porque favorecemos la movilización no forzada de un conjunto músculo-esquelético muy contracturado.

  • Adquirir un mayor conocimiento de nuestro cuerpo y de cómo funciona, lo que incide en un rápido y efectivo cambio de hábitos posturales.

  • Aprender rutinas saludables para que nuestra espalda, y nuestro cuerpo en general, no sufra durante el embarazo e incidimos en la respiración de preparación al parto.

A QUIÉN VA DIRIGIDO

  • Es una técnica que pueden practicar todas las personas, independientemente de la edad, por la suavidad de sus movimientos.

  • También está indicada para personas con una salud delicada, ya que es una terapia que no requiere de un sobreesfuerzo. 

  • Se adapta a personas de movilidad reducida.